Recetas libres de acidez, ¡al microondas!

Recetas libres de acidez, ¡al microondas!

¿Habéis llegado cansados de trabajar y no os apetece cocinar? ¿No tenéis tiempo porque tenéis que salir corriendo a por vuestros hijos o al gimnasio? Si os gusta comer sano y sin acidez, pero no tenéis tiempo de poneros a cocinar, ¡estas son vuestras recetas!

  1. Patatas al vapor con hierbas

Ingredientes:

  • 7 patatas medianas
  • Aceite de oliva
  • Hierbas de Provenza al gusto (ejemplo: perejil y tomillo, ambas libres de acidez)
  • Sal

Para empezar, pelaremos y cortaremos las patatas en taquitos y las lavaremos bien. Las colocaremos en un plato hondo para condimentarlas con las hierbas y la sal. Después, se le agrega el aceite, entre 3 y 4 cucharadas.

Cubrimos el plato con una tapa apta para microondas y las cocinamos, a máxima temperatura, durante 7 minutos. Mientras esperamos, si tenemos algo de tiempo, podemos probar alguna de estas deliciosas recetas como acompañamiento.

Pasado el tiempo de cocción, es hora de pinchar las patatas para comprobar que estén listas, ¡y voilà!

 

  1. Pastel de calabacín

Ingredientes:

  • 700g de calabacín
  • 300g de zanahoria
  • 1 tarrina de queso de untar bajo en grasas
  • 4 huevos
  • 1 brick de leche evaporada (340g)
  • Aceite de oliva
  • Sal

Empezamos pelando el calabacín y la zanahoria, para después cortarlos en daditos. Mientras los sofreímos, en un bol batimos los huevos y los mezclamos con el queso y la leche.

Cuando las verduras estén bien cocidas, las escurrimos bien para que no quede aceite y lo agregamos al bol anterior. Una vez esté todo bien incorporado, lo vertemos en un molde de silicona (¡de la forma que más os guste!) y lo ponemos al microondas, a máxima potencia, alrededor de 15 minutos. Si pasado este tiempo, pinchamos el “pastel” y sale limpio, ¡ya estará listo para emplatar!

 

  1. Filetes de merluza con verduras

Ingredientes:

  • 2 filetes de merluza, sin piel ni espinas
  • Aceite de oliva
  • Sal
  • Perejil
  • Verduras al gusto

Enjuagamos bien los filetes (si son congelados, sacadlos con tiempo del congelador) y les espolvoreamos un poco de sal y perejil y los dejamos reposar para que cojan sabor. Mientras, cortamos a rodajas la verdura deseada y la colocamos en el fondo del recipiente apto para microondas que tengamos. Las condimentamos con sal y encima colocamos los filetes, tapamos el recipiente y lo cocinamos todo a máxima potencia durante 5 minutos.

Si pasado este tiempo vemos que el pescado está bien cocido, ya lo podremos retirar. Si no, lo volvemos a tapar y cocinamos en tandas de 2 minutos. ¡Rápido y ligero!

 

¿Cuál es vuestra receta estrella cuando no tenéis tiempo? ¡Contádnoslo!

Dra. María Luisa Tamarit

Escribe tu comentario